viernes, 30 de noviembre de 2018

Nanowrimo 2018, día 30: al final, supe cómo iba a ser el principio

11:01 Posted by Laura Lauman , , No comments
Monesvol.
Monesvol, que estoy en el bajón del subidón que me dio cuando subí las 50k y pico de palabras y certifiqué la novela. En la última sesión faltaban menos de mil palabras, y pensé en la escena final, aunque aún no había llegado a eso. Supe, entonces, que iba a ser igual, al menos en principio, a la primera escena, que ahora parece estar llena de astillas. Y las palabras fluyeron.
Treinta días, más de 50k palabras, una novela que pensé que serían dos historias conectadas y que ahora creo que sé cómo llevarlo a cabo. Un mes y cincuenta mil y pico de palabras que dieron vida a “Sombra con ojos de estrella”, empezando con una escena que venía rumiando por años, y que al final no incluyó esa escena de ese fanfic que quedaba genial para el fanfic pero no para la novela.
O, al menos, no tal y como está.
Charna, que ha sido un mes lleno de emociones y que se ha llevado su precio en energía, tiempo y dolor de cabeza, y ha valido la pena cada segundo. El año que viene, cuando edite, registre y publique otra de mis novelas, esta estará mucho más pulida y podré empezar con la lectura por betas.
Un año más, una novela más, y a por el año que viene, nena.

miércoles, 21 de noviembre de 2018

Nanowrimo 2018, día 21: Ok, creo que ya lo tengo

17:14 Posted by Laura Lauman , No comments
Y recién entrada en la cuarta y última semana, salida de la tercera de confusión, empiezo a ver el final.
Un final que no terminará en 50k palabras, claro, porque lo que ahora hay es un emparche de cosas que tienen un hilo central que las conecta pero ni de lejos es una novela terminada.
Ahora, a por la recta final.

miércoles, 14 de noviembre de 2018

NaNoWriMo 2018, día 14: ¿y ahora qué?

16:50 Posted by Laura Lauman , , No comments
Llegó ese momento en el que te has quedado sin el material del que partiste, y la idea todavía no echó suficientes raíces como para desarrollas las ramas. Hasta el día de ayer, 13, llevaba un ritmo de casi 1800 palabras por día, pero hoy apenas si arañé las 800. El promedio me salva, claro, pero empiezo a sospechar varias cosas.
  • Quizás debí haberme centrado en una historia, no en dos paralelas con un personaje que las conecta
  • La protagonista de la historia de las Brujas puede que no necesite nombre sino hasta llegar a ser Bruja
  • La villana del otro relato parece, ahora, estar de sobra. Falta establecer qué elemento tenso usar para sustituirla

Como siempre, (casi) la mitad del camino está hecho, y mañana llegaré a las 25k palabras. Llegar, llegaré.

miércoles, 7 de noviembre de 2018

NaNoWriMo 2018, día 7: encontrando nuevos ritmos

13:06 Posted by Laura Lauman , , No comments
Este año, la historia se trata de un ser que viaja por los mundos, y va narrando dos de las historias con las que se encuentra. La primera va desarrollándose a un ritmo algo más lento del esperado, con obvios puntos a pulir y desarrollar, mientras que el segundo parece estirarse demasiado en algunos puntos, y concentrar todo su sabor en algunos puntos que, ahora que lo veo, no conectan con el resto.

Oh, bueno, al menos llevo buen ritmo... aunque ayer a la noche apenas superé las mil palabras, estaba en buen camino y el promedio de palabras compensó. Encontré una página, Fighter's block! donde cada palabra que escribes cuenta para vencer a un monstruo. Ha sido de gran ayuda, y es divertido ver subir de nivel a mis personajes.

La banda sonora de este año es una mezcla de Venom y Harry Potter. Las brujas se encontraron con las hadas y cambiaron cerveza por mini tortas, la chica se encontró con alguien que tiene un poder parecido al de ella y es la villana (por supuesto). Vemos cómo sigue todo.

jueves, 1 de noviembre de 2018

NaNoWriMo 2018, día 1: frenética

11:09 Posted by Laura Lauman , , No comments
Primer día del NaNo, con toda la mañana en el trabajo llena de actividades, y yo contando el tiempo antes de poder vovler a casa y escribir la historia que ha estado hirviendo por años en mi cabeza. Historia que me baja de la cabeza a los dedos que presionan las tecla y dan forma y vida a las primeras páginas de la novela. La necesidad de escribir era tal que hice una maratón de 1700 palabras en treinta minutos. Parecía una ametralladora de palabras, como si el dejar de lado la escritura fuese el equivalente a dejar de respirar.
Una vez terminado, nueve albóndigas después (ni a almorzar me senté, derecho a la pc) y seis temas de la primera banda sonora de este año (Venom, faltó Harry Potter), la cabeza me dolía pero el corazón estaba contento, y no sólo por la panza llena.
Vamos bien.

domingo, 7 de octubre de 2018

Libros abandonados: "Anne, la de Tejados Verdes" de Lucy M. Montgomery - No es para mi

12:36 Posted by Laura Lauman , , No comments
Elegí este libro porque lo confundí con uno que hacía rato quería leer, "Pepita mediaslargas". Así y todo, decidí darle una oportunidad a ver que se traía. Por algo más de sesenta páginas.

La trama no es mala: una hermana y un hermano deciden adoptar un huérfano para que les ayude en la granja, en un remoto pueblo de Canadá del siglo XIX. Pero resulta que les mandan una niña, una creativa niña que ansía quedarse en un lugar donde no la usen de esclava y pueda soñar sin que la reprendan por ello... y al final se queda.

Simplemente, no es un libro que me atraiga.

viernes, 5 de octubre de 2018

Reseña: "Brave story. La torre del destino" de Miyuki Miyabe - Decide el destino de los mundos, Viajero

12:30 Posted by Laura Lauman , , No comments
Contínúa la aventura del joven Wataru en el mundo mágico de Visión. Con la ayuda de sus amigos el acualio Kee Keema y la minines Meena, tendrá que encontrar las 4 gemas que le faltan para completar el Sigilo, la llave en forma de estrella que le permitirá acceder a la Torre del Destino, donde le espera la Diosa. 
Una vez allí, la Diosa le concederá un deseo: Wataru tendrá que decidir entre salvar a los habitantes de Visión o reunir de nuevo a su familia y regresar a casa.

Título: Brave story. La torre del destino

Autora: Miyoki Miyabe

Traductora: Eva González Rosales

Saga: Brave story (primer volumen)

Páginas: 376

Editorial: Pictus

Año de publicación: 2018

Encuadernación: Tapa blanda con solapa

Años ha que venía buscando el segundo tomo de la saga. Sólo pude pescarlo en tiendas en línea, y ni siquiera una especializada en libros (pero al fin lo tuve en mis manos). Casi había olvidado algunos detalles del primer libro (y un par de escenas), pero apenas empecé a leer, lo recordé. No sólo porque en algunas partes hacen mención a los hechos de la entrega anterior, sino porque la progresión es notoria. No linear, no constante, pero notoria.

Hay personajes que regresan, otros nuevos, otros que desaparecen y alguno que otro que hace su aparición un par de capítulos y luego vuelve al olvido. Y me encontré con algunas preguntas interesantes, con sus correspondientes respuestas. ¿Por qué Wataru y Mitsuru se encuentran a veces, siendo que Visión hay una sola para cada Viajero? ¿Todos los viajeros han tenido éxito? Y si no es así, ¿qué ha sido de ellos? ¿Es la Diosa tan buena como se dice? ¿Cómo afecta Halnera a Visión?

Y, por supuesto, ¿cómo va a hacer Wataru para lograr llegar a la Diosa antes que Mitsuru, siendo que el muchacho es un poderoso hechicero, tiene menos escrúpulos y un objetivo firme?

Con el correr de las páginas, se ve a un mundo que empieza a caer en el caos, en la desesperación y en una batalla de poderes a varios niveles. Los dragones salen de su retiro, a los espejos se le descubre su motivo de ser, y Wataru va a tener que hacer muchas elecciones difíciles... más sabiendo que, cuando todo termine, deberá regresar a su mundo, que puede que no sea el que dejó atrás.

Nota final: 8,5/10